A principios de los 90, el supergrupo de hard rock Damn Yankees logró dos álbumes exitosos y realizó muchas giras. Sobreviviendo a la tormenta del grunge (mientras que, según los informes, además les pagaron un millón de dólares para que se fueran por un tiempo), volvieron a estar juntos cerca del final de la decenio para un tercer disco planeado que se lanzará en el reinicio de John Kalodner del sello de los primaveras 80 Portrait Records. .

Con Tommy Shaw no apto oportuno a compromisos con Styx y el baterista Michael Cartellone concluido con Lynyrd Skynyrd, se hicieron algunas sustituciones de adscripción. Próximo con los pilares de los Yankees Ted Nugent y Jack Blades, el guitarrista y vocalista Damon Johnson, el rockero de finales de los 90, Brother Cane, además intervino, acompañado por Kelly Keagy de Night Ranger detrás del kit.

Según todos los informes, las sesiones fueron problemáticas e incluso con Shaw volviendo a la mezcla en medio del procedimiento, finalmente se tomó la valentía de poner el disco en el estante, donde ha permanecido durante casi dos décadas. Algunas de las canciones se han filtrado a través de proyectos individuales de miembros de la pandilla, y el resto se ha mantenido encubierto.

Durante una conversación fresco con UCR para discutir su próximo disco de estudio, Detroit Muscle, Nugent seguía convencido de que Damn Yankees podría retornar a costar algún día. ¿En cuanto a ese desafortunado tercer disco? Él además tiene pensamientos sobre eso.

Sé que el intento del tercer disco de Damn Yankees fue complicado. ¿Pero hubo buenos momentos? Parece que hubiera sido divertido improvisar en «Sunshine of Your Love» de Cream.
¡Era! ¡Solo iba a mencionar eso! Quiero asegurar, ¿cómo no te diviertes con una canción en la que todos fuimos criados? Adicionalmente, la autoridad musical que le aportamos. Ya sabes, todos jugamos. Todos los guitarristas tocan ese instintivo [grabs his guitar to play the riff to “Sunshine of Your Love.”]. Quiero asegurar, ¡vamos! ¿Cómo no quieres reproducir esa pandilla sonora?

Tuvimos grandes ideas. Uno de ellos, lo convertí en una canción. Fue una lamida que se me ocurrió [a song called] «No dejes de soñar». Fue simplemente un hermoso arpegio que terminé usando en mi disco. Lo reescribí. [«Never Stop Believing,» from 2014’s Shutup & Jam incorporates the revised riff.] Pero, ¿qué tan atún es esto? [Plays section of the song to demonstrate].

Ahora, la forma en que lo hicieron los malditos Yankees [plays the same section again to show the differences], Tommy empezó a cantar y yo hice un solo. Tuvimos un motín y me encantaría vernos rehacer esa canción. Porque el productor [Luke Ebbin] dijo: «Sabes, es una gran idea, pero hagámoslo de esta forma». [Nugent pauses] ¡No vas a producir a los Damn Yankees y luego no los dejas ser Damn Yankees!

No es que Tommy Shaw necesite orientación. No es que necesite orientación sobre ideas para guitarras. ¡Solo quiero que te calles y aprietes el rama de cincelar, amigo! Así que fue una experiencia positivamente dolorosa, pero tuvimos grandes momentos. No sé dónde están esas cintas y quién sabe qué depara el futuro.

Tal vez interiormente de unos primaveras, todos estaremos muertos y cierto los resucitará, lo producirá correctamente y rescatará parte de él. Nuestras ideas estaban en llamas. Me encantaría vernos rehacer esa canción en particular, porque la forma en que estos chicos la tocaron, fue un porrazo al plexo solar emocional.

La forma en que Tommy lo cantó y Jack [Blades] armonizados, esos tipos son como los Everly Brothers con una rigidez. Qué gran descripción. Pero sí, me encantaría ver a los Damn Yankees hacer más música. Estoy preparado para eso. La programación es un hijo de puta. Es positivamente difícil ponernos a los cuatro en la misma habitación al mismo tiempo, pero creo que vamos a perseguir eso.

Idealmente, Damn Yankees es el núcleo de cuatro contigo, Tommy, Jack y Michael Cartellone. Pero la otra cosa interesante del tercer disco fue tener a Damon Johnson y Kelly Keagy en la mezcla. ¿Como fue eso?
Damon es un monstruo. Es otra fuerza musical de gloria. Y todo el mundo ama a Kelly. Una vez más, nos rodeamos de fuerzas musicales, fuerzas musicales animales dinámicas creíbles. Ni siquiera presente cuál fue la inspiración para traer a cierto más. No es que nos falte la composición o las ideas de canciones.

No sé de dónde salió eso, pero soy un ludópata de equipo. Independientemente de cómo se presentó esa idea, dije: “Sí, Damon es un monstruo, y Kelly, ¡buenos chicos! ¡Tráelos! Veamos si traen poco nuevo a la fiesta «. No presente si lo hicieron o no.

¡Sé que Damon es incapaz de no traer fuego a la fiesta! Cual fue su primera pandilla [that really took off]?

Hermano Cane.
Sí, Altísimo, ¿qué música monstruosa era esa? Qué gran, gran cantante, compositor y monstruo de la guitarra es. No presente el ímpetu de falta de eso, pero cuantos más músicos asesinos haya en la sala, ¡mejor para mí!

Has tocado con muchos bateristas, conseguir un baterista cantante como Kelly Keagy, eso es todo.
Monstruo. Simplemente una fuerza increíble a tener en cuenta. Phil Collins [is another] increíble [singing] conjunto. [Grand Funk Railroad’s] Don Brewer, qué increíble baterista, qué increíble voz, ¿me estás tomando el pelo? Así que hay muchos ejemplos de eso. Pero, sin duda, Kelly es uno de ellos.

¿Crees que el grunge ralentizó la progresión de Damn Yankees luego de No pisar fue atrevido en 1992?
No, en invariable. Una vez más, creo que los Damn Yankees son una fuerza musical. No sé qué influye en la radiodifusión o quién es el hombre detrás de la cortina. La radiodifusión decepcionó a la industria de la música, más que falta. Y MTV lastimó a la industria de la música más que falta, porque se trataba de imágenes, estilo y moda y la música parecía ser secundaria.

No en todos los casos, pero en suficientes casos en los que alguna música asesina y asesina [got lost]. Hablemos de Triumph. Santo Altísimo en el Gloria, qué monstruos musicales eran esos tipos. No darles la hora del día para interpretar alguna deformidad de Boy George [instead]? Eso fue una especie de angustia. ¡Pero simplemente arado delante sin importar qué, de todos modos! Creo que todas las grandes bandas lo hacen.

Podría nombrar cientos y cientos de fuerzas musicales que tienen talento, ética de trabajo, determinación, pasión y desafío. AC / DC nunca rompió el paso. Nunca dijeron: «¿Qué es el grunge?» Nunca dijeron: «Bueno, ahí está el asunto de Boy George». Simplemente AC / DC se metieron como una palanca en tu trasero, que es una de mis cosas favoritas en la vida.

¿Cómo conociste a Triumph?
Bueno, hicimos conciertos juntos [in the ‘70s]. He manido su recital en el Festival de Estados Unidos y estoy al tanto de su música. Tocan música de Triumph en Detroit todo el tiempo. Siempre que estoy en Michigan, escucho su música increíble. Son simplemente monstruos, virtuosos monstruosos, artistas apasionados que escupen fuego.

Maestros atemporales de la composición y entrega musical. Solo el tono de la guitarra, las declaraciones de la guitarra, la conjunto y el bajo, son como los hijos de James Brown se encuentra, no sé, ¿Ted Nugent, tal vez? ¿O Mitch Ryder? Son solo una tormenta de musicalidad y autoridad musical y aventura musical y credibilidad musical. Son tan creíbles. Una de las mejores bandas que nunca haya existido. Que no estén en el Salón de la Triunfo del Rock & Roll, es una estupidez. [Laughs]

Top 30 álbumes de glam metal

No hay falta de culpable en estos placeres.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *